¿LOS ANIMALES PUEDEN PADECER ENFERMEDADES MENTALES?

Visitas: 27

MASONERÍA Y PREOCUPACIÓN POR LA ECOLOGÍA

Ecología y Francmasonería son dos hermosos conceptos a los que acercarse. La Ecología es la
ciencia de la casa del hombre , de su hogar; y es precisamente ese hogar lo que se ve ahora
amenazado por la actividad y el potencial tecnológico del hombre. Ecología implica acción, pero
una acción dirigida por el conocimiento de los hombres y que les ofrece la posibilidad de
transformar la naturaleza a su medida, para hacerla más habitable. El hombre se equivoca al
pretender que puede hacer cualquier cosa con las fuerzas naturales. Y hay que conocer bien a
la naturaleza antes de intentar transformarla.
Al leer alguna que otra publicación científica electrónica especializada sobre la salud animal
descubrí temas interesantes que os resumo.
La ansiedad, la depresión o el estrés postraumático no son exclusivos de los humanos. Los
animales también pueden sufrir distintos trastornos mentales.
Las personas podemos sufrir un episodio de gastroenteritis. Los animales también. Es probable
que desarrollemos artrosis a lo largo de nuestra vida. Igual que los animales. La gripe nos suele
afectar periódicamente. A los animales también.
Pese a que nosotros seamos los únicos seres vivos dotados de inteligencia superior, no somos
tan distintos del resto de animales.
Esto hace que las enfermedades que sufrimos tanto los humanos como el resto de los animales
sean muy similares.
Y el cerebro no es ninguna excepción. Poco importa el grado de inteligencia, aquí lo único que
hay que tener en cuenta es que los animales tienen un sistema nervioso muy similar al nuestro,
con un centro de operaciones: el cerebro. Por ello, aunque creamos que las enfermedades
mentales son algo exclusivo de los humanos, lo cierto es que los animales también pueden
sufrir trastornos psicológicos.
¿Qué es la psiquiatría veterinaria?
La psiquiatría veterinaria es una disciplina que se encarga de tratar los trastornos mentales de
los animales mediante terapias de comportamiento teniendo en cuenta la fisiología del animal
y los principios fundamentales de la psicología y la farmacología.
Esta rama de la veterinaria está ganando cada vez más peso, pues hace años se empezaron a
estudiar los trastornos mentales que sufrían los animales y se descubrió que sufrían afecciones
psicológicas muy similares a las nuestras.
Pero hay que ir con cuidado, pues los expertos en psiquiatría veterinaria explican que es muy
importante no estudiar estos trastornos mentales en los animales del mismo modo que lo
hacemos en humanos. Nuestras enfermedades mentales están estudiadas desde el punto de
vista humano y entran en juego factores propios de nuestra inteligencia y conciencia que no
pueden aplicarse al resto de los animales.
Dicho de otro modo, los animales, especialmente los mamíferos ya que tienen un cerebro más
desarrollado y su comportamiento incluye la sociabilidad, el afecto y otras emociones complejas,
son más transparentes a la hora de desarrollar trastornos mentales.
pero la psicología y la psiquiatría en humanos es una cosa y en animales es otra. No hay que
mezclarlas.
Habiendo dejado claro esto, a continuación, presentaremos algunas de las enfermedades
mentales que los animales sufren con mayor frecuencia.
Los humanos y el resto de los mamíferos no somos tan distintos. De hecho, compartimos el 96%
de los genes con los chimpancés y el 90% con los gatos. No hay tantas diferencias, ni en la
fisiología del cerebro ni en las formas que tenemos de responder ante distintos estímulos del
medio.
Por ello, hay algunos trastornos mentales que sufrimos de forma similar los humanos y el resto
de los animales. Presentamos algunas de estas afecciones.
ANSIEDAD POR SEPARACIÓN EN MASCOTAS
especialmente a los perros, las mascotas desarrollan una gran dependencia de sus amos, por lo
que separarse ellos genera una ansiedad con síntomas muy marcados. Aunque sea breve, la
ansiedad por separación provoca en el animal temblores, nerviosismo, inseguridad e incluso
agresividad, mostrando estos síntomas mediante ladridos constantes.
DEPRESIÓN EN CHIMPANCÉS POR LA MUERTE DE UNA MADRE
Estos primates son capaces de sentir mucho afecto por sus familiares, generando un apego
emocional muy fuerte. Se ha observado que la muerte de una madre puede ser un golpe muy
fuerte para los chimpancés. De hecho, cuando esto sucede, el chimpancé hijo suele apartarse
del grupo, no realizar ninguna actividad e incluso negarse a comer, desarrollando así un
trastorno similar a la depresión humana.
FOBIAS DE LOS CABALLOS A LAS BOLSAS DE PLÁSTICO
Algo muy común en el mundo de la equitación es la fobia de los caballos a las bolsas de
plástico. Como fobia que es, es imposible entender por qué tienen este miedo, simplemente se
asustan de los objetos hechos de plástico que se mueven por el viento.
ESTRÉS POSTRAUMÁTICO EN ANIMALES DE CIRCO
Se ha observado que cuando los animales, están sometidos a una tensión emocional constante,
sufriendo traslados, entrenamientos duros, estando expuestos a ruidos, luces y todo tipo de
espectáculos. Esto acaba provocando que los animales desarrollen un estrés debido a estas
situaciones traumáticas que afecta a la manera que tiene el animal de comportarse. De la misma
manera sucede con animales que han sido utilizados para la experimentación en laboratorios o
mascotas que han sido maltratadas en el pasado.
TRASTORNO OBSESIVO COMPULSIVO (TOC) EN PÁJAROS ENJAULADOS
La situación de no poder volar genera en estos animales unos niveles de ansiedad muy elevados
que en ocasiones resulta en un trastorno obsesivo compulsivo. Los pájaros con TOC, del día a la
mañana, empiezan a desplumarse incontroladamente.
TICS NERVIOSOS EN TIGRES MALTRATADOS
Es común encontrar grandes cazadores del reino animal enjaulados de forma ilegal. Esto
genera en el animal unos niveles de ansiedad y de estrés que se traducen en una afectación
importante en su comportamiento. Por ejemplo. Al volver a introducir a estos tigres en refugios,
muchos de ellos tienen problemas de adaptación y presentan tics nerviosos, generalmente
caracterizados por retorcer el hocico y parpadear constantemente.
AUTOLESIONES EN ZOOLÓGICOS
Cuando los animales salvajes son enjaulados y no pueden realizar las actividades que llevarían a
cabo estando en libertad, desarrollan síntomas de ansiedad y estrés que pueden traducirse en
comportamientos que pueden suponer un riesgo para su salud. Cuando la psicología del animal
está muy afectada por el cautiverio, es común observar cómo estos tienen comportamientos
compulsivos y repetitivos que pueden hacerles sufrir autolesiones.
SÍNDROME DE DISFUNCIÓN COGNITIVA EN PERROS MAYORES
El síndrome de disfunción cognitiva es bastante común en mascotas y es el equivalente animal
del Alzheimer.
Cuando los perros llegan a una edad avanzada, los amos suelen notar que el animal empieza a
comportarse de forma extraña. Esto normalmente es por el propio envejecimiento, pero a veces
puede ser debido al desarrollo de este trastorno. El síndrome de disfunción cognitiva (CDS) se
caracteriza porque el perro tiene tendencia a vagar sin rumbo constantemente y a perderse,
olvida rutinas que se han repetido a lo largo de toda su vida, puede volverse agresivo e incluso
dejar de reconocer a su amo, comportándose como si este fuera un extraño.
En definitiva, incluso enfermedades mentales tan “nuestras” como el Alzheimer pueden tener
su correspondiente homólogo en el mundo animal.

Translate:

VISITANOS TAMBIÉN EN
febrero 2024
L M X J V S D
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
26272829  

Entradas recientes

Comentarios recientes

No hay comentarios que mostrar.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »